9/06/2015
0
Una violenta tormenta de granizo azotó a última hora de la mañana del 05 de septiembre del 2015, sobre Napoles, Italia, causando daños considerables a los automóviles.

"Algunos granos eran tan grandes como pelotas de tenis", dicen las personas.

El daño inevitable, no sólo a la agricultura sino también a los hogares (ventanas y azulejos rotos) y coches aparcados. Un niño de 4 años, que viajaba en el coche con sus padres, resultó herido en la cara por una bola de hielo que traspaso el parabrisas del coche.





Si sientes que este blog te es útil y que tiene contenidos interesantes puedes colaborar económicamente con su mantenimiento y evolución.
Via PAYPAL

SEGUIR POR CORREO