9/19/2015
0

Debemos saber que la postura corporal que adoptamos diariamente influye en cómo y dónde se depositará más la grasa, además de contar con una alimentación determinada y el componente genético. Esto quiere decir que existen muchas causas y factores que ayudan a coger grasa en determinadas zonas del cuerpo, que muchas veces ni conocemos.
La base de una postura correcta es estar alineado simétricamente y proporcionalmente alrededor de nuestro eje de gravedad, esto genera un mejor funcionamiento del aparato digestivo, circulatorio y respiratorio.
Al igual que una mala postura corporal puede generar reflujo, hernia discal, hernia de hiato, etc. También puede definir nuestra silueta con abdomen caído, hombros hacia delante, grasa en la zona baja de la espalda y cintura, etc.
Es muy importante darse cuenta de que la postura que tenemos diariamente no son la correcta y que el cambio postural no se hace de hoy para mañana, pero poco a poco el cuerpo va corrigiéndose.

¿QUE NO NOS BENEFICIA? POSTURAS A EVITAR

  1. Sentarse de un lado, es decir apoyando el peso en solo un lado del culete, o sentarse en la punta de la silla, pues esto puede ayudar a favorecer barriga y aretener líquidos abdominales, además de alteraciones en la espalda, ya que estás bloqueando esa zona.
  2. Tener la cabeza bajada para ver móvil, tablet, lectura, ordenador, etc puede ayudar a la aparición de papada y de chepa por el lado de la espalda y por supuesto retención de líquidos en la zona del cuello. Para contrarrestar es beneficioso hacer estiramientos antes de levantarse y antes de acostarse e incluso cuando estamos muchas horas de esta postura.
  3. Cruzar las piernas mientras estamos sentados y estar sentado muchas horas propicia la aparición de celulitis en cadera y piernas y por consiguiente empeora la circulación de retorno y la retención de líquidos. El no moverse y tener una vida sedentaria es una de las claves que empeora nuestra salud. Una buena solución para contrarrestar es poner las piernas en alto y apoyarlas sobre la pared.
  4. Cuando estamos tecleando frente al ordenador o escribiendo, es decir con los brazos prácticamente sin moverse y sin cambiar de postura es recomendable abrir y estirarlos varias veces en el día para evitar líquido y grasas en los antebrazos.

CURIOSIDAD

Muchos centros de estética además del tratamiento de belleza incluyen ayudan a reeducar posturalmente porque así el tratamiento para la celulitis o el vientre plano es más rápido y duradero. Además así ayudas desbloquear tu cuerpo y restablecer el funcionamiento de tu metabolismo.

Si sientes que este blog te es útil y que tiene contenidos interesantes puedes colaborar económicamente con su mantenimiento y evolución.
Via PAYPAL

SEGUIR POR CORREO