5/06/2014
0
Los médicos británicos lograron salvar la vida de un niño nacido con dos agujeros en su corazón, utilizando el tejido del corazón de una vaca.

Mediante dos cirugías a corazón abierto, los médicos consiguieron reparar estos dos agujeros en el corazón de Ruben Weber-Jackson

De esta forma, el niño pudo respirar normalmente y celebrar su primer cumpleaños.

Ruben, nacido en la ciudad de Beverley, en el norte de Londres (capital), tenía dos semanas y dos días de vida cuando se detectó el problema que le dificultaba respirar.

El uso de los órganos de los animales en los seres humanos abre un nuevo camino para resolver el problema de la escasez de donantes y salvar la vida de miles de personas que están a la espera de un trasplante.

Según destaca el diario británico 'Daily Mail', cerca de 1000 pacientes solo en el Reino Unido mueren esperando un trasplante de corazón cada año.



Fuente: http://www.viet-times.com.au/tin-tuc/tin-tong-hop/1200085-va-tim-em-be-bang-tim-bo
Si sientes que este blog te es útil y que tiene contenidos interesantes puedes colaborar económicamente con su mantenimiento y evolución.
Via PAYPAL

SEGUIR POR CORREO