12/29/2015
0

Cuando vea un bólido cruzando la atmósfera, a cualquier hora y en cualquier lugar, está viendo un proyectil lanzado hace mucho tiempo por los peligrosos Seres Humanos.

Los Humanos como especie, han estado investigando el Espacio Cósmico desde hace más de 50 años.

Con satélites militares, meteorológicos, y de comunicaciones, que se encuentran en órbita desde hace decenas de años.

A esos objetos se suman los cohetes que los pusieron en órbita, y los soportes correspondientes.

La mayoría de los denominados meteoritos, son partes de esos envíos al Espacio, que con el correr del tiempo, terminan su combustible y reducen su velocidad, lo que los devuelve al Planeta, en un azaroso ingreso, de consecuencias imprevisibles.

Ha comenzado un nuevo período de Bombardeo Intenso, pero no de Asteroides, sino de objetos ratifícales puestos en órbita por el Hombre.

Estamos recibiendo las piedras que lanzamos para arriba desde el comienzo de la carrera espacial.

Esto no es casualidad, sino que es la consecuencia de escupir para arriba, sin saber que ése escupitajo caerá sobre nuestras cabezas.

Estamos sufriendo las consecuencias de actuar sin meditar, ni considerando el daño que podemos causar a la Biodiversidad.

Esto es sólo el comienzo de lo que se presenta como el retorno de los desechos espaciales que pusimos en órbita.

No pueden tener un control sobre todo esto:

No es posible predecir qué objeto ingresará a la atmósfera, ni en qué lugar.

Por ese motivo, cada ingreso se califica como un asteroide, librando de responsabilidades a los verdaderos culpables.

Estamos siendo bombardeados por la especie más peligrosa que nos muestra la Historia: los Seres Humanos, que nos atacarán sin piedad y sin asumir responsabilidades sobre las consecuencias.

Los desechos espaciales son un resultado de la falta de planificación y coordinación entre las diferentes civilizaciones.

Cada cual encaró sus investigaciones sin consultar a sus pares, elevando ingenios similares, simultáneamente, y la consecuencias comienzan a soportarse ahora.

La Basura espacial está infectando el Planeta desde hace varias décadas.

Hoy en día comienzan a verse las consecuencias de tal falta de coordinación, cuando los desechos, ya inútiles, comienzan a reingresar a la atmósfera, sin un destino cierto de impacto.

No tengan miedo a los Asteroides, el bombardeo no es Cósmico, sino Terráqueo, y los responsables somos los Seres Humanos.

Sólo debemos esperar que ninguno de tales artefactos impacte sobre nuestra vivienda, dejándonos sin cobijo ni sustento.

Por lo visto, nadie se hace cargo de los daños producidos por un Asteroide, pero realmente ¿Ha sido un Asteroide?.

¿Quién asumirá la responsabilidad de asegurar a quienes han visto su familia y su vivienda destruida por la chatarra espacial.
Si sientes que este blog te es útil y que tiene contenidos interesantes puedes colaborar económicamente con su mantenimiento y evolución.
Via PAYPAL

SEGUIR POR CORREO